Zona Privada Asociados
 
FORMULARIO DE CONTACTO
Deseo suscribirme al Newsletter de la WCA
 

En poder de EU, grabaciones sobre sobornos en Pemex

Las multas por violar la ley anticorrupción de EU pueden ser desde 5 hasta más de 3,200 millones de dólares

El Departamento de Justicia tiene en su poder grabaciones donde se relata cómo se realizan cohechos en Petróleos Mexicanos (Pemex), en el marco del proceso de investigación que realiza el gobierno de Estados Unidos por violación a la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA). 

Los audios fueron hechos por Black Cube, la empresa israelita formada por exespías del servicio de inteligencia del Mossad contratados por la operadora mexicana de plataformas petroleras Oro Negro, la compañía que fundó el hijo del exsecretario de Hacienda, Francisco Gil Díaz, en el sexenio de Vicente Fox Quesada.

A cambio de 300 mil libras esterlinas (unos 380 mil dólares) que pagó Oro Negro, Black Cube investigó y grabó a los principales directivos de Pemex porque argumenta que la Empresa Productiva del Estado (EPE), exigió sobornos para mantener algunos contratos de las cinco plataformas que operaba la empresa creada por Gonzalo Gil White y su primo José Antonio Cañedo White (exaccionista de Televisa).

Durante la cena en el restaurante Sir Winston Churchill, en la Ciudad de México en octubre de 2017, dos agentes de Black Cube se reunieron con José Carlos Pacheco, entonces vicepresidente de la división de servicios y perforación de Pemex. Los agentes se hicieron pasar por intermediarios para un rico inversionista de los Emiratos Árabes Unidos interesado en comprar Oro Negro”, publicó hoy el periódico estadounidense The Wall Street Journal (WSJ).

El restaurante  Sir Winston Churchill se ubica en Boulevard Manuel Ávila Camacho #67, colonia Polanco, a unos cuantos kilómetros de las oficinas centrales de la empresa insignia del gobierno mexicano.

Según el diario, los audios grabados por los exespías del servicio secreto israelita, fueron presentadas por Oro Negro en la demanda contra el gobierno mexicano en el panel arbitral del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (Ciadi), del Banco Mundial en Washington.

Además de los supuestos sobornos exigidos a Oro Negro, la empresa creada por los primos Gil y Cañedo, alega que hubo contubernio de Pemex con otras operadoras de plataformas petroleras para sacarlos del mercado.

Oro Negro, ya declarada en quiebra por un tribunal mexicano, pretende del gobierno mexicano una compensación de 700 millones de dólares. A esa monto, se suma otra demanda en una corte de Nueva York donde la empresa reclama 800 millones de dólares, también de compensación a los tenedores de bonos y actuales poseedores de las cinco plataformas Primus, Laurus, Fortius, Decus e Impetus, mismas que ya están en proceso de venta en las Bahamas.

Además, de las grabaciones, el gobierno de Estados Unidos, a través del Departamento de Justicia y la Comisión de Valores (SEC), investigan a Pemex por posibles actos de corrupción en la compra de Fertinal, una productora de fertilizantes que estaba en estado de “chatarra” y por la cual se pagó 255 millones de dólares.

Según WSJ, la investigación en Estados Unidos y la y la demanda de Oro Negro llegan en un momento delicado para Pemex porque la petrolera intenta hacer frente a la caída de la producción y por su abultada deuda de más de 100 mil millones, cifra que la ubican como la petrolera más endeudada del mundo.

Una multa de la SEC por violar la FCPA, podría generar multas que van desde los cinco millones de dólares, hasta los más de 3,200 millones de dólares. TR/RB

[Leer Más]

 
Socios Honoríficos y Patrocinadores
Entidades Asociadas

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios.
Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar