Usamos cookies en nuestro sitio web para brindarte la experiencia más relevante recordando tus preferencias y visitas repetidas. Haz clic en "Aceptar las cookies" para disfrutar de esta web con todas las cookies, o configura tus preferencias antes de aceptarlas.

Gestión de Cookies
Zona Privada Asociados   |   Boletines Compliance
 
FORMULARIO DE CONTACTO
Deseo suscribirme al Newsletter de la WCA
 

Reflexiones en compliance y sostenibilidad: La evolución del compliance corporativo es sostenible por los inversionistas

Los retos del Compliance Corporativo no tienen límites; se transforman y evolucionan al mismo ritmo que los cambios del entorno global y de las líneas ASG como elementos estructurales de la sostenibilidad. Las líneas ASG (o ESG por sus siglas en inglés) se componen en términos generales por los aspectos ambientales (contaminación, reciclaje, huella de carbono), aspectos sociales (personas, culturas, comunidades y sociedades) y de gobernanza (diagnóstico, planeamiento, gestión de impactos y de stakeholders).

El no reconocimiento de stakeholders ha sido una debilidad en la gestión y estrategia de las organizaciones, especialmente de la empresa privada cuyos impactos sociales y ambientales resulten significativos. Hoy en día, el tercer sector y los movimientos ambientalistas han logrado importantes avances en influenciar a distintos grupos de interés a cerca de sus legítimas convicciones, generando mayor conciencia a un stakeholder fundamental en el ajedrez del mundo: los inversionistas. 

Standard & Poor Global - S&P Global, una de las más prestigiosas e influyentes evaluadoras de riesgos financieros y bursátiles del mundo, y responsable de operar, gestionar, publicar y monitorear diversos indicadores bursátiles en la Bolsa de Valores de New York-NYSE y en múltiples mercados bursátiles de otros países, crea y perfecciona un nutrido portafolio de indicadores y calificaciones a favor de la toma de decisiones de los operadores financieros del mundo. 

Los inversionistas destinan recursos a la compra de acciones y valores a corto, medio y largo plazo, siendo el índice S&P 500 ESG (creado en 2019) un valioso indicador que los ayuda a definir inversiones estratégicas de largo plazo, debido a que se centra en valores ESG y ofrece un rendimiento similar al de un punto de referencia alto. Este índice facilita además el cumplimiento del Reglamento de divulgación de finanzas sostenibles o SFDR (UE 2019/2088).

Desde noviembre 2021, se viene publicando el índice S&P/BVL Peru General ESG, aplicado a las primeras 17 empresas que operan en Perú y que cumplen con los criterios ESG (ambientales, sociales y de buena gobernanza corporativa), pero que venían reportando (no publicándose) desde el año 2018. 

¿Qué es el Dow Jones Sustainability Index? 

Este índice tiene vigencia desde el año 1999, y presenta las mismas bases metodológicas del reciente S&P 500 ESG, solo que se aplican a líderes mundiales en sustentabilidad identificados por SAM (hoy S&P Global CSA), en buena cuenta, el índice se dirige al 10% superior de las 2,500 empresas de mayor tamaño del S&P Global BMI (el índice más completo de empresas en 50 países), con base en criterios ESG de largo plazo.

¿En qué consiste la metodología que comparten ambos índices (ESG y Sustainability)?

Para efectos de centrar lo pertinente en el marco del compliance corporativo, y a la vez, sea relevante para el presente artículo, esta compleja metodología no lo es tanto si logramos comprender la esencia. Para fines prácticos, S&P Global se basa en información de un proveedor especializado en inteligencia de negocios, para efectos de identificar riesgos en aquellos aspectos medioambientales, sociales y de gobernanza; advirtiendo en una primera instancia eventuales hallazgos y contar con un filtro, evaluación y análisis de controversias de las compañías seleccionadas.

En una segunda instancia, S&P Global lleva a cabo una “evaluación de medios y grupos de interés”, y pondera cumplimientos e impactos en materia de delitos económicos y corrupción, fraude, prácticas comerciales ilegales, derechos humanos, normas y condiciones laborales, accidentes catastróficos y desastres ambientales.

Si bien la totalidad de la metodología abarca otros contenidos muy técnicos, así como de ponderación y evaluación bursátil e inversiones, con base a esta parte metodológica centrada en ESG, se evidencia una correlación entre Sostenibilidad = ESG = Compliance Corporativo; lo que curiosamente permitiría inferir que la evolución de este último está dinamizada y es sostenido nada menos que por los Inversionistas.

Autor: Jorge Caycho Celle, Presidente Comité Compliance para la  Reputación Corporativa y Sostenibilidad de la WCA Perú

 


 
Patrocinadores
Colaboradores
Entidades Asociadas